Durante la pandemia han incrementado las quejas de consumidores ante la PROFECO, debido a infinidad de irregularidades.

San Juan del Río, 3 agosto 2020.- Durante el confinamiento por la pandemia del Covid-19, incrementaron las ventas en línea, pero también las quejas del consumidor ante la Procuraduría Federal del Consumidor (PROFECO).

La mayoría se tratan de incumplimiento en las políticas y tiempo de entrega, así como supuestos fraudes, que han obligado a los consumidores a tener que solicitar asesoría y en su caso presentar la demanda para recuperar el dinero o la reposición de productos.

Pese a que las oficinas de asesoramiento permanecieron cerradas durante el confinamiento social, el número de quejas atendidas permaneció vigente a distancia, por lo que se tiene un registro de aproximadamente 500 casos atendidos en San Juan del Río, de finales de marzo a la fecha, cuando fue anunciada la contingencia sanitaria.

Agencias de viajes, talleres mecánicos, tiendas de autoservicio, farmacias, servicios de paquetería, ventas en línea, compañías celulares, entre otras, encabezan la lista de consumidores inconformes por el servicio.

Empresas como Chedraui, Walmart, Suburbia, Soriana y Liverpool, fueron acreedores a quejas por incumplimiento en la entrega de productos previamente cobrados vía digital, sin embargo, la PROFECO ha realizado las llamadas pertinentes, y en la mayoría de los casos ya fue reembolsado el monto de la compra.

Por su parte, Farmacias del Ahorro, presenta quejas por el alza de casi al cien por ciento en algunos medicamentos, con respecto a meses anteriores; Farmacias Guadalajara,, también acumulan molestias entre clientes por precios, negación en el cambio de productos, entre otros.

En tanto, la Comisión Federal de Electricidad (CFE), acumula inconformidades por el alza injustificada en las tarifas de uso de luz eléctrica; pese a que las empresa justifica el hecho, diciendo que el resguardo en casa ha propiciado el incremento en el consumo, las cifras por mucho que así sea, resultan disparadas e ilógicas.

La compañía telefónica MoviStar, ha sido acusada por boletinar a personas dentro del buró de crédito, aún cuando ellas no presentan contrato con la empresa de comunicación.

Tiendas en línea, específicamente de prendas de vestir, fueron demandadas sin embargo en la mayoría de casos, son pequeños negocios que incluso ya han desaparecido y complica su ubicación.

Ante el panorama, se exhorta a los afectados para que se acerquen a recibir asesoría y presentar su queja en las oficinas que se ubican en Boulevard Hidalgo y la calle Ignacio Pérez, en San Juan del Río.

Las quejas son canalizadas a las oficinas centrales en el estado, quienes le darán seguimiento al proceso, y en caso de ser aceptada la irregularidad se procedería al reembolso total a causa de ventas irregulares.