Agravan penas por feminicidio en Sonora
Por unanimidad se aprobó el día de ayer elevar las penas mínima y máxima para quien cometa el delito de feminicidio en el estado de Sonora. FOTO: news.un.org.

Hermosillo, Son. Por unanimidad se aprobó el día de ayer elevar las penas mínima y máxima para quien cometa el delito de feminicidio en el estado de Sonora.

La LXII legislatura aprobó la mañana de ayer la iniciativa de la Comisión de Justicia y Derechos Humanos para que los feminicidas sean castigados con 45 años de prisión como mínima y hasta 65 años de prisión como sanción máxima, para modificar el rango anterior de 30 años de prisión como mínima y 60 años como máxima.

El decreto reformó el párrafo segundo del Artículo 263 BIS-1 del Código penal del estado de Sonora, para quedar de la siguiente forma: “A quien cometa el delito de feminicidio se le impondrán de cuarenta y cinco a sesenta y cinco años de prisión y multa de mil a mil quinientas Unidades de Medida y Actualización”.

FOTO: CIMAC NOTICIAS.

Que investiguen los feminicidios, es lo que se necesita: OCNF
“No son mayores penas para el feminicidio lo que se requiere”, opinó la Coordinadora del Observatorio Ciudadano Nacional del Feminicidio, María de la Luz Estrada. Lo que se necesita es que investiguen bien el delito de feminicidio, pues no todos son clasificados como tal.

Se ha demostrado en los estudios que se ha hecho que en los estados que han tipificado con mayor pena como el Estado de México, Puebla, Jalisco, por mencionar algunos, que tienen de 40 a 70 años de cárcel, que eso no mejora ni impacta en la investigación ni impacta para inhibir la comisión.

Guanajuato por ejemplo, observó Estrada, tuvo casi 400 asesinatos de mujeres, solo se logró que investigaran 18 casos como feminicidio. Es un ejemplo de que aumentar penas no está ayudando, más bien qué acciones se deben hacer para una debida investigación con perspectiva de género, que es a donde debemos enfocar los esfuerzos.

Ver cómo se puede sancionar a las autoridades que por omisión, negligencia o corrupción abonan a la cadena de impunidad donde los casos siguen sin ser investigados, agregó la coordinadora del OCNF.

Eso sí ha ayudado al incremento en los feminicidios, pues en México se asesina a 10.5 mujeres diariamente, y al menos la mitad tienen características de feminicidio, pero no están clasificados como tal.

La también coordinadora de Católicas por el derecho a decidir, consideró que en materia legislativa es establecer cómo sancionar a las autoridades que no trabajen con la debida diligencia.

“No sirve de mucho tener un protocolo si no se sigue o no está actualizado. Por ejemplo en Sonora, que hoy se sabe que tiene el problema de desaparición de mujeres y niñas, uno de los patrones que hoy se están encontrando es la desaparición vinculada al delito de feminicidio. Mujeres y niñas que si no las buscan en las primeras 24 horas, las encuentran después asesinadas”.

Más bien una de las acciones que debe hacer el Congreso es pedir revisar cómo están investigando los feminicidios y que se pueda conformar una comisión para que puedan acceder a las carpetas de investigación y revisar cómo están llevando las diligencias.

Eso puede ayudar más para establecer dónde están ocurriendo las fallas en la investigación, dónde están los obstáculos para no solo tener a los responsables en la cárcel, sino generar una política pública de prevención, que hasta ahorita es la gran ausente en los gobiernos, y así poder evitar estos delitos tan graves.

Mayores penas por sí solas no impactan en la disminución de feminicidio
La Fiscal General del Estado de Sonora, Claudia Indira Contreras López, opinó que la pena tiene una intención que es inhibir las conductas que agreden a la sociedad, en este caso a las mujeres, sin embargo, coincidió en que el incremento en las penalidades sin un motivo no es lo que por sí solo va a hacer un cambio.

Analizó que el tipo penal feminicidio es uno de los más completos y que cuenta con mayor facilidad para acreditar las razones de género.

“En Sonora tenemos una legislación de avanzada en términos de feminicidio y no tenemos mayores problemas a la hora de acreditar los supuestos”, dijo. Pero la pena por sí sola no inhibirá la conducta.

En el Sistema Penal Acusatorio se tiene la posibilidad del procedimiento abreviado y hemos visto cómo en todos los casos es factible hacer un acuerdo en ese sentido, agregó.

Incrementar la penalidad sin un motivo que se base en un estudio y análisis, me parece que no daría con lo que todas queremos, que no se presenten casos de feminicidio. Se requiere de un trabajo conjunto para efecto de tomar en consideración la opinión de la sociedad civil para prevenir, más que subir las penas, porque lo que queremos es que ya no suceda, enfatizó.

En Sonora, en el delito de feminicidio generalmente se presentan varias de las hipótesis del tipo penal. Por ejemplo, está presente la violencia sexual, pero ligada con que el agresor es alguien cercano a la víctima. Algo que nos ha ayudado mucho en resolución de casos de mujeres de la tercera edad o con alguna discapacidad, es la octava fracción que alude al estado de indefensión. Ha sido una diferencia en Sonora, por lo que la fiscalía ha tenido mejores resultados.

La Fiscal de Sonora, no descartó que cuando se dé la discusión para homologar el tipo penal feminicidio en un Código penal único, puedan dar la opinión y recomendar que la redacción del delito de feminicidio en Sonora, pueda ser el modelo para el texto único en el país.

Agregó que desde la Fiscalía General de la República les han solicitado datos estadísticos de Sonora sobre investigación del delito de feminicidio así como de homicidio doloso contra mujeres, para hacer un comparativo de cuál es el delito de más fácil acreditación, por lo que ha podido haber una interlocución en el proceso de homologación del Código penal único.