Coahuila, sin condiciones para despenalizar aborto

Coahuila deberá esperar a que a nivel federal haya una definición en torno al aborto, ya que la iniciativa que se presentó se encuentra congelada. Foto: Cimac Noticias.

El estado de Coahuila deberá esperar a que a nivel federal haya una definición en torno al aborto, ya que la iniciativa que se presentó en el congreso local para despenalizarlo se encuentra congelada desde hace un año, señaló la legisladora Claudia Isela Ramírez Pineda.

La diputada del Partido de la Revolución Democrática expresó que desafortunadamente los diputados conservadores se niegan a que la iniciativa sea analizada en comisiones y posteriormente llegue al pleno, por lo que es posible que en Coahuila no se logre, a menos que haya una determinación en el ámbito federal.

“La iniciativa se presentó en octubre del año pasado, se turnó a la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales, pero no están las condiciones para dictaminar y se requiere la mayoría calificada para poder cambiar el Código Penal, por lo que se requiere de la aprobación de 17 legisladores. Yo estoy confiada en que se pueda resolver en lo federal porque aquí no hay condiciones”, dijo.

La propuesta consiste en que la mujer decida sobre la interrupción del embarazo hasta o antes de la semana 12.

A su propuesta sólo una más se ha sumado, la legisladora de Morena, pero el resto del PRI, PAN y los independientes, no se ha pronunciado y tampoco se encuentra en la agenda legislativa.

“Lo de Oaxaca se puede replicar en estados donde hay mayoría de partido de Morena, pero en Coahuila tendremos que esperar y seguir impulsando a través de foros para traer científicos en la materia, personal jurídico especializado para reforzar en el caso de los diputados que todavía no tienen clara su postura”, agregó.

Ramírez Pineda cuestionó las acciones de grupos conservadores que se oponen a la despenalización del aborto, que promueven “marchas antiderechos”, porque se oponen lo mismo al tema de las cuestiones de reproducción de la mujer, sino al de la diversidad sexual y grupos vulnerables.

“Aquí la pregunta sería para los conservadores: “¿a favor de quién están”, porque no tienen sustento jurídico legal o clínico, y su postura se reduce a un aspecto moral o religioso, cuando estamos en un estado laico”, puntualizó.

Cabe recordar que en Coahuila, el aborto es legal por 4 causales: Violación, riesgo para la vida de la mujer, malformaciones congénitas graves, e imprudencial. En el año 2017, el entonces gobernador de la entidad, Rubén Moreira Valdés hizo llegar al legislativo una iniciativa de reforma al Código Penal, que buscaba despenalizar el aborto para que se pudiera practicar después de las 12 semanas de embarazo, sin límite para llevarse a cabo la interrupción, siempre y cuando estuviera entre las 4 causales.

Sin embargo la iniciativa no pasó, debido a la oposición de los integrantes de los grupos parlamentarios del Partido Revolucionario Institucional (PRI), Partido Acción Nacional (PAN), Unión Democrática de Coahuila, Partido Social Demócrata, Nueva Alianza y Primero Coahuila, quienes acordaron que la LX Legislatura no haría ese cambio, a pesar de que la propuesta estaba sustentada en brindar mejores condiciones para las mujeres que decidieran poner fin a su embarazo, en cualesquiera de las causales permitidas en la legislación.