Madrid, 28 Feb. (Notimex).- El jugador francés Karim Benzema, quien se desempeña en el Real Madrid, recibirá una fuerte multa por conducir a excesos de velocidad el pasado 3 de febrero, pero libró la posibilidad de pisar la cárcel.

Estaba a la espera de la fecha en la que se tenía que presentar el futbolista al juzgado y fue hoy mismo que Benzema asistió al tribunal dos de la localidad de Alcorcón, para explicar lo sucedido.

El francés manejó a inicios de febrero a 216 kilómetros por hora en la autopista M-40, de la capital española, que tiene un límite de velocidad de 100 km.

Por lo que el jugador fue acusado de delito contra la seguridad vial, situación que lo obligó hoy en acudir al juzgado, para conocer su sanción.

En un principio el futbolista del Real Madrid tenía que asistir al juzgado el pasado martes, pero fue el mismo jugador, quien pidió el retraso del juicio, ya que su escuadra tenía un partido importante contra el Barcelona, en las semifinales de la Copa del Rey.

Une vez enjuiciado se determinó que Benzema no será castigado con cárcel, pero sí tendrá que realizar un pago de alrededor de 72 mil euros (poco más de 94 mil dólares), además su licencia de manejo le fue recogida, por lo que no podrá conducir durante un año. Además se planea que haga servicios comunitarios.