Vulnerada la privacidad de niñas y niños en preescolar de San Juan del Río

Los baños no tienen puerta y la directora obliga a los niños que lo utilicen aún cuando cuando los niños son observados por sus compañeritos.

San Juan del Río, 19 Octubre 15.- Autoridades educativas del preescolar José Nieto Dorantes, en San Juan del Río, hicieron la remodelación de los sanitarios, pero se les olvidó instalar puertas, lo que vulnera la privacidad de niñas y niños al utilizar las instalaciones para hacer sus necesidades.

La obra fue entregada hace tres semanas y a la fecha, aunque los padres de familia han solicitado a la directora se concluyan las obras, la respuesta ha sido una negativa total por parte de la institución.

La infraestructura no quedó concluida a pesar de las cuotas de padres de familia.
La infraestructura no quedó concluida a pesar de las cuotas de padres de familia.

La escuela se ubica sobre la calle de Galeana 38, en el centro de la ciudad, cuenta con ocho salones y en cada uno hay aproximadamente 30 estudiantes que ven vulnerada su dignidad y privacidad.

Cabe recordar que antes de iniciar el ciclo escolar, cada padre de familia hizo una aportación económica, que sería utilizada para dignificar la infraestructura de la escuela, el recurso sería administrado por la institución.

“Es una situación bastante molesta porque los niños, si deben hacer sus necesidades fisiológicas, no tienen privacidad. Los trabajos para el mejoramiento de los baños concluyeron hace tres semanas y a la fecha no han instalado las puertas”, indicaron padres de familia que solicitan la intervención inmediata de las autoridades.

Señalaron que ya han ocurrido “accidentes” porque los pequeños se aguantan la necesidad de ir al baño en la escuela, debido a que no tienen la privacidad que se requiere.

Los padres molestos indicaron que la directora del plantel debería utilizar esos mismos sanitarios, para que vea lo que se siente al estar siendo observada por todos los niños.

“No sabemos en qué habrán ocupado el dinero de nuestras cooperaciones voluntarias, pero lo cierto es que nuestros hijos no tienen la privacidad a que tienen derecho cuando van a realizar sus necesidades fisiológicas”, dijo una de las mamás indignadas.

Ante dicha problemática, algunos padres de familia se organizaron para redactar un documento que fue enviado a la dirección del jardín de niños, al comité de padres de familia, a la supervisión de zona, así como la coordinación regional de USEBEQ, sin embargo no han tenido respuesta.

Cabe recordar que el Jardín de Niños José Nieto Dorantes, históricamente ha presentado varios problemas en los últimos años, desde casos de bullying, hasta acoso por parte de los directores en contra de los alumnos y padres de familia.