Hija de diputada de Morena es asesinada

Suspenden sesión en San Lázaro tras noticia

Morena
De manera inesperada confirmaron que a la diputada militante de Morena, Carmen Medel Palma, le avisaron que su hija fue asesinada.

De manera inesperada y de golpe, un caso de feminicidio acaparó la sesión de este jueves en la Cámara de Diputados cuando las y los legisladoras escucharon el murmullo y luego confirmaron que a la diputada del distrito 14 del estado de Veracruz y militante de Movimiento Regeneración Nacional (Morena), Carmen Medel Palma, le avisaron que su hija fue asesinada.

Esta tarde el diputado Benjamín Robles Montoya exponía una propuesta de reforma en materia de deuda pública ante el pleno de la Cámara de Diputados cuando el diputado Marco Antonio Adame Castillo lo interrumpió para pedir al personal del recinto legislativo que atendiera una emergencia en la parte de atrás del salón de sesiones.

Lo que sucedía no era un incidente en una curul. Un pequeño grupo se arremolinó ante una diputada, era Carmen Medel Palma, quien rompió en llanto tras escuchar la noticia: Su hija fue asesinada. En medio del bullicio una persona del equipo de la legisladora dijo: “La diputada y su familia se van, reservas… por favor señores”.

Los celulares que grababan la escena se apagaron y por un momento cesó el particular ruido del salón de sesiones. Sin saber más de lo ocurrido, el grupo se fue dispersando y diputadas y diputados se acercaron a la tribuna de oradoras en forma de protesta y de solidaridad ante un crimen del que aún no se conocen las razones ni los detalles.

Las primeras versiones son que Valeria, hija de la diputada, fue ultimada al interior de un gimnasio en Ciudad Mendoza, donde estudiaba en la Facultad de Medicina.

A las 13:46 horas se declaró un receso y 15 minutos después el presidente de la Mesa Directiva, con la mano en la frente, Porfirio Muñoz Ledo dijo “la LXIV Legislatura de la Cámara de Diputados se expresa consternada por las noticias que tiene hasta el momento y realizará lo conducente por la vía jurídica, por la vía política y por la solidaridad humana”.

En el edificio de San Lázaro el anuncio tomó por sorpresa a las personas. Por un momento en el micrófono se alcanzó a escuchar la frase casi orden “no hay aplausos”, otra voz femenina que exigió “¡justicia!”. El murmullo tímidamente se convirtió en consigna repetida unas cuantas veces “!justicia, justicia, justicia!”.

Acto seguido el diputado Pablo Gómez Álvarez tomó la palabra y agregó: “Valeria ha sido hoy víctima del estado de violencia en el que vivimos los mexicanos y las mexicanas. Hoy encaramos la tragedia de manera mucho más directa con una miembro de esta asamblea”.

Tras los hechos, los medios que estaban en el recinto reportaron que el coordinador de la bancada de Morena en San Lázaro, Mario Delgado, acompañó a la diputada Medel a la salida, presuntamente al Ministerio Público.

En México, cada día 8 mujeres son asesinadas.