América brilló en la década de los 80 con cinco títulos

América
América, uno de los equipos más populares y exitosos del balompié mexicano, vivió su mejor época en la década de los 80 en la que conquistó cinco títulos. NOTIMEX

México, 17 Jul (Notimex).- América, uno de los equipos más populares y exitosos del balompié mexicano, vivió su mejor época en la década de los 80, en la que conquistó cinco títulos de los 12 que ha logrado en primera división.

Emilio Diez Barroso, presidente del equipo de 1981 a 1996, revolucionó al conjunto en todos los sentidos: cambió la imagen de los “Cremas” a las “Águilas”, la cual incluyó no solo el mote, sino también el uniforme, y sobre todo en cuanto a ser un cuadro ganador.

Durante su gestión, el club capitalino logró el primer y único tricampeonato que ostenta, en las temporadas 1983-84, 1984-85 y Prode 85, en las que derrotó a dos de sus más acérrimos rivales, Guadalajara y Pumas de la UNAM, así como al Tampico Madero.

Luego de siete años sin título, en la campaña 1983-84, el cuadro dirigido por Carlos Reinoso se midió en la final con el “Rebaño Sagrado”, al que venció 5-3 en el global, luego de empatar 2-2 en el Jalisco y de imponerse 3-1 en el estadio Azteca.

La única vez en que las Chivas y el América se han visto las caras en una final del máximo circuito, el resultado, para orgullo de los “azulcremas”, es favorable.

En la campaña siguiente repitieron en la final, ahora contra Pumas, con el que igualaron 0-0 en la “ida” y 1-1 en la “vuelta”, por lo que, de acuerdo con el reglamento, debieron jugar un partido de desempate, 3-1 favorable para los de Coapa en La Corregidora con el polémico arbitraje de Joaquín Urrea.

El tricampeonato llegó en el Prode 85, sin seleccionados, concentrados rumbo al Mundial de México 86. Tras caer 4-1 con Tampico Madero en la “ida”, lograron una histórica remontada 4-0 para lograr el título. Los dos últimos fueron bajo el mando de Miguel Ángel “Zurdo” López.

La década se complementó para ser casi perfecta solo algunos años después, ya que lograron el bicampeonato de las campañas 1987-88 y 1988-89, en las que lograron los títulos al vencer a Pumas y Cruz Azul.

Después de caer 1-0 con Pumas en Ciudad Universitaria, la “vuelta” de la final fue el 3 de julio de 1988, donde el cuadro azulcrema se impuso 4-1 para conquistar su cuarto cetro de la década, y la campaña siguiente se impuso 5-4 en el global a la “Máquina” para el bicampeonato.

En esas dos campañas también el equipo celebró los títulos de Campeón de Campeones, mientras que a nivel internacional conquistó la Copa de Campeones de Concacaf en 1987.