Roberto Sosa Pichardo, presidente municipal de Corregidora.

Querétaro, 9 Junio 2022.- El presidente municipal de Corregidora, Roberto Sosa Pichardo, aseguró que a través de la relación institucional que existe con los municipios vecinos de Guanajuato, se ha sugerido más inversión en seguridad en ambas demarcaciones.

Lo anterior, para fortalecer la vigilancia y monitoreo en las fronteras que se tienen con el estado de Querétaro; y ante los trabajos coordinados que se han tenido para garantizar la seguridad en la zona.

Por ello, el alcalde afirmó que “le ha dicho” a sus símiles en Apaseo el Alto, Apaseo el Grande y en Celaya, que tienen que invertir en seguridad. Al respecto, dijo confiar en que la seguridad se refuerce en la zona limítrofe, que es la entrada a la zona metropolitana queretana, en el corto plazo.

“Yo a ellos también les he dicho que tienen que también ellos invertir en materia de seguridad, me parece que lo están haciendo poco a poco. Poco a poco la seguridad va a ir cambiando en esa zona, pero nosotros enfocados al 100 en Corregidora”, manifestó.

Sosa Pichardo afirmó que siempre ha buscado el diálogo con los presidentes municipales guanajuatenses, para lograr este objetivo; señalando que cada uno debe hacer lo que corresponda, citando el esfuerzo realizado en Corregidora.

“Siempre hemos intentado tener coordinación entre los diferentes municipios. Es una relación institucional, de estar muy al pendiente. Al final del día, yo lo que les digo es que cada quién tiene que hacer lo que nos corresponde. Nosotros, en todo lo que es la zona limítrofe del municipio, que es la primera parte hacia a la zona metropolitana, trabajamos todos los días”, argumentó.

De acuerdo con Roberto Sosa, la mitad del presupuesto que encabeza se dirige a acciones en materia de seguridad, de forma directa o indirecta; a través de acciones como el nuevo módulo de vigilancia en Santa Fe, con el que se tienen nueve espacios de este tipo en Corregidora; o becas y luminarias.

Además, el edil recordó que en próximas fechas, se comenzará con la instalación de arcos lectores de placas y videovigilancia en nueve puntos estratégicos del municipio, “de la más alta tecnología”.