En las últimas horas el nombre de Kate del Castillo volvió a dar de qué hablar con respecto a los encuentros que la artista sostuvo con el narcotraficante Joaquín “El Chapo” Guzmán. AGENCIA MÉXICO.

En las últimas horas el nombre de Kate del Castillo volvió a dar de qué hablar con respecto a los encuentros que la artista sostuvo con el narcotraficante Joaquín “El Chapo” Guzmán.

De acuerdo con la información que realizó el diario ‘El País’, el gobierno de Enrique Peña Nieto vigiló por 17 meses a Del Castillo después de que un correo electrónico anónimo advirtiera a las autoridades sobre la reunión que sostendrían la actriz con el capo en 2015.

Según la nota de Zorayda Gallegos en dicha publicación, la entonces Procuraduría General de la República (PGR) vigiló a Kate del Castillo desde el 25 de septiembre de 2015, día en que la artista se reunió con los abogados del “Chapo” en un restaurante en Guadalajara, donde le propusieron producir la película biográfica del narcotraficante.

De la misma manera, trascendió que desde ese instante las autoridades intervinieron y siguieron a la actriz por casi año y medio, pese a que solo descubrieron sus deseos de producir la cinta del líder del Cártel de Sinaloa.

Conjuntamente la investigación señala que la PGR la vigiló luego de recibir un supuesto correo anónimo que indicaba que Kate del Castillo se reuniría con “el Chapo” en Badiguarato, Sinaloa.

El informe al que tuvo acceso medio español señala que elementos de la PGR acudieron al restaurante e inclusive se sentaron en una mesa contigua a la de Kate, en donde el abogado del capo le hablaba sobre la película.

Cabe destacar que ‘El País’ también indicó que la PGR siguió gastando recursos económicos y humanos, aunque los indicios señalaban que la protagonista de “La Reina del Sur” nada tenía que ver con negocios del narco, y que filtraron las comunicaciones privadas de la actriz solo por el morbo que les generaba.