Famosos asistieron a la despedida en forma de espectáculo de luz, sonido y moda que la firma Louis Vuitton le dio al fallecido director creativo de su línea masculina Virgil Abloh a la luz de las estrellas en Miami. FOTO: EFE/EPA/JUSTIN LANE.

Miami, 1 dic (EFE).- Maluma, Kanye West, Kim Kardasian y su hija North, Pharell Williams y Bella Hadid asistieron junto a otros famosos a la despedida en forma de espectáculo de luz, sonido y moda que la firma Louis Vuitton le dio al fallecido director creativo de su línea masculina Virgil Abloh a la luz de las estrellas en Miami.

El desfile de la colección masculina de Louis Vuitton para la primavera/verano 2022 realizado el martes por la noche junto a un estadio para deportes náuticos a orillas de la bahía de Vizcaya fue un espectáculo a la altura del talento y la creatividad de Abloh, según las crónicas de los medios y la imágenes disponibles en internet.

El diseñador, creador de la marca Off White, tenía 41 años cuando el pasado domingo falleció a causa de un cáncer raro y muy agresivo.

“Virgil estuvo aquí” fue la frase que marcó un evento con una banda sonora que incluyó canciones como “Strawberry Fields Forever” de Los Beatles, la presencia en el aire de un globo aerostático de la firma francesa y el lanzamiento de fuegos artificiales.

Un drón proyectó la frase sobre el cielo nocturno de Miami.

Las celebridades llegaron al lugar a bordo de lanchas rápidas con la iniciales LV impresas en el casco, según los medios.

El presidente y director ejecutivo de Louis Vuitton, Michael Burke, con la voz entrecortada por la emoción rindió tributo a Abloh, estadounidense de origen ghanés, en un discurso antes de que salieran a escena los modelos.

“El espectáculo profundamente conmovedor que estamos a punto de ver nace de una idea que Virgil y yo discutimos por primera vez hace tres años. Se basa en la narrativa tradicional de la mayoría de edad, pero, por supuesto, siendo Virgil, cambió y le dio un nuevo contexto al concepto para hacerlo del siglo XXI”, dijo Burke.

La idea de la mayoría de edad era importante para Virgil porque “inspirar y empoderar a las generaciones más jóvenes definía quién era”, agregó.

Burke destacó del fallecido diseñador que usaba la plataforma que tenía “para romper fronteras, para abrir puertas, para arrojar luz sobre sus pasiones creativas, el arte, el diseño, la música y, por supuesto, la moda”.

En la cuenta en Instagram de Abolh, que tenía 6,5 millones de seguidores, se informó el día de su muerte de que padecía un angiosarcoma cardíaco, un tipo de cáncer agresivo y poco frecuente, por el que se había sometido a “numerosos tratamientos” que decidió no hacer públicos.