La SESEQ desconoció si existieron conflictos con directivos y dueños de terrenos o unidades deportivas en el estado.

Querétaro, 13 Oct 2021.- La Secretaría de Salud del Estado de Querétaro (SESEQ) desconoció si existieron conflictos con directivos y dueños de terrenos o unidades deportivas en el estado por la suspensión se actividades a los que fueron sometidos durante las medidas del Escenario B, esto por las pérdidas económicas que tuvieron por los cierres, aseveró el responsable del Reglamento Sanitario, José Hernández Puga.


El funcionario precisó que dicha gestión era responsabilidad del área jurídica de la dependencia, no obstante, todas las actividades deportivas amateur tuvieron que acatar la suspensión de manera obligatoria para evitar sanciones administrativas como suspensiones o clausuras en sus espacios si eran sujetos a revisión.


‘Eso sería verificarlo con la unidad jurídica para saber si existiera algún amparo en este caso, lo que puedo compartir es que ya hay una apertura para todos los grupos que se dedican al deporte amateur, para permitir la mejora de su situación económica y las condiciones de salud que representa hacer deporte’, declaró.


Durante el tiempo que duró el Escenario B, dueños de diversos terrenos deportivos amagaron con ampararse contra las medidas sanitarias, bajo el argumento de que mantenían controles dentro de sus espacios para garantizar la seguridad de sus usuarios y por las pérdidas de ingresos que esto representó para sus ligas.


Así mismo, destacaron que sus actividades se realizan siempre en espacios abiertos como ha sido recomendado para otro tipo de sectores, como restaurantes y bares, que piden priorizar su consumo en terrazas o lugares que cuenten con una buena ventilación de aire para evitar contagios.


‘Este Escenario A es modificado y busca conseguir un equilibrio entre las medidas preventivas y las medidas que puedan permitir un desarrollo económico adecuado, tomando en cuenta los casos particulares de cada sector que no sea esencial’, apuntó el funcionario.


Durante los meses que se implementó el reciente Escenario B, al menos 15 campos deportivos recibieron visitas de la Unidad Especializada Anti-COVID-19, aunque no se registraron suspensiones de estos lugares, salvo dispersión de gente que pudiera estar aglomerada en el lugar.