El incendio ocurrido la noche del miércoles en la famosa discoteca Baby'O en Acapulco fue provocado con combustible vertido al interior. FOTO: EFE/Francisca Meza.

Ciudad de México, 2 oct (EFE).- El incendio ocurrido la noche del miércoles en la famosa discoteca Baby’O, ubicada en el balneario mexicano de Acapulco, sur del país, fue provocado con combustible vertido al interior, informó este viernes la Fiscalía General del estado de Guerrero.

En un comunicado, la Fiscalía expuso este viernes que ha dado puntual seguimiento a los hechos relacionados con la carpeta de investigación iniciada por el delito de daños cometidos al interior de la discoteca, ubicada sobre la zona costera del popular balneario.

“De acuerdo a los peritajes, se establece que dicho incendio fue provocado con combustible vertido al interior del inmueble”, señaló la institución.

En lo que respecta a la información que contiene el sistema de videograbación dijo que éste fue entregado al Ministerio Público este viernes “con daños físicos severos (inservible)”.

Sin embargo, los apoderados legales de la empresa Discoteca Baby’O y producciones San Javier, también entregaron algunos fragmentos de “supuestos videos” en una memoria de almacenamiento externa, los cuales también serán analizados por servicios periciales, “desconociendo su origen y temporalidad”.

La Fiscalía indicó por ahora que realiza entrevistas a testigos que pudieran aportar elementos sobre los hechos sucedidos y lamentó que “tanto las videograbaciones y algunos datos de prueba, se filtren primero a medios de comunicación” y luego lleguen a la institución.

Lo anterior, luego de que este viernes distintos medios publicaran un video con imágenes del momento del incendio.

Este mismo viernes, el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, contó, en su conferencia de todos los días, que en la reunión diaria con su gabinete de seguridad se tocó el tema y aceptó que “hace falta más investigación, porque todavía no está claro lo que sucedió”.

“Eso sí, un gran despliegue publicitario sobre el caso, porque resulta que se trata de una discoteca famosa a la que han asistido personalidades del mundo artístico”, apuntó el mandatario desde el estado de Morelos, a donde se traslado por una gira de trabajo.

Señaló que es un incendio “que no se puede atribuir a la delincuencia organizada sin pruebas, porque incluso el dueño habló de que nunca lo extorsionaron”.

Y agregó que “es un asunto de inseguridad y de no pago de piso, como coloquialmente se le llama a la extorsión, y hay que esperar”.

Recordó que la discoteca está asegurada y llevaba 18 meses cerrada por la pandemia.

“Llama la atención que el incendio ocurre no en la parte principal o en el frente, sino en la parte de atrás y en la parte de enfrente es donde están las cámaras”, dijo López Obrador.