El romance entre Geraldine Bazán y Luis Murillo sigue viento en popa; sin embargo, la actriz ha preferido mantener su relación sentimental con el empresario de forma tan privada. FOTO: AGENCIA MÉXICO.

El romance entre Geraldine Bazán y Luis Murillo sigue viento en popa; sin embargo, la actriz ha preferido mantener su relación sentimental con el empresario de forma tan privada, que hasta la fecha no se lo ha presentado a su mamá.

Después de que Bazán confesara en una reciente entrevista que no tenía intenciones de que el empresario y su madre se conocieran, ahora es Doña Rosalba Ortiz quien también se muestra renuente a que se suscite este escenario.

Durante su encuentro con la prensa en un evento en la Ciudad de México, Ortiz escuchó las preguntas con respecto al novio de su hija y el momento de conocerlo, a lo que inmediatamente dijo: “No, ni quiero que me lo presente”.

Ante la tajante respuesta, los reporteros la cuestionaron sobre si el empresario no le gusta para pareja de su hija, instante en que Rosalba recalcó: “A mí no me debe de gustar, le debe de gustar a ella”.

Por otra parte, la madre de la artista solicitó a los medios de comunicación que dejen de relacionar a su hija con su exesposo Gabriel Soto, destacando que ese ya es un tema pasado en la vida de Geraldine.

“Puras mentiras, cosas que sacan, y más que lo repitan, que lo publiquen y que lo saquen ustedes (los periodistas) […] por favor ya no lo relacionen a mi hija ya no le interesa”, dijo Ortiz al escuchar el tema de la supuesta carta que Bazán habría enviado al Vaticano para que Soto no anulara su boda religiosa con ella.