Moscú, 30 ago (EFE).- El segmento ruso de la Estación Espacial Internacional (EEI) “está en la últimas”, afirmó el jefe de su programa de vuelo, el excosmonauta y constructor de naves espaciales, Vladímir Soloviov, en una entrevista publicada hoy por agencia oficial rusa RIA Nóvosti.

“A fines de julio se celebró una reunión del presidium del Consejo Tecnocientífico de Roscosmos (la agencia espacial rusa) donde se destacó que la estación está en las últimas”, dijo Soloviov, constructor jefe de la corporación Energuia, fabricante de cohetes y naves espaciales.

Según el jefe del programa de vuelos del segmento, ninguno de los participantes en una reciente reunión de Consejo de Constructores dio garantías de que los equipos de la plataforma orbital continuarán funcionando más allá de 2025.

“De palabra todos aseguran que nada se estropeará, pero no estampan su firma al pie de un documento”, agregó Soloviov, que en vista del desgaste de la EEI ha propuesto crear una nueva estación espacial rusa.

En abril pasado, después que se detectaran fugas de aire en segmento ruso de la EEI, el viceprimer ministro ruso Yurí Borísov declaró que el estado de las estructuras plataforma pueden provocar una catástrofe.

Soloviov confirmó que el 80 % de los equipos del módulo ruso Zvezdá está ya fuera del plazo de garantía.

“Esta información nunca la hemos ocultado. Está todo en nuestros informes. Llevamos años advirtiendo de que es hora de pensar en una nueva estación espacial”, subrayó.

Por su parte, el portavoz de Roscosmos, Vladímir Ustimenko, señaló en declaraciones a la agencia TASS que en el periodo hasta 2025 “la situación respecto a la seguridad y el funcionamiento de la estación se encuentra bajo control”.

“Los lugares con problemas de hermetismo han sido bloqueados y aislados por nuestros tripulantes del volumen principal del segmento ruso”, explicó.