El Secretario de Desarrollo Sustentable de Municipio (SEDESUM), Oscar Alcántara Peña, dejó en claro que los ejidos están facultados para repartir las tierras a sus integrantes, incluso para la construcción de viviendas propias, pero no para el desarrollo de zonas habitacionales.

San Juan del Río, 26 Julio 2021.- El Secretario de Desarrollo Sustentable de Municipio (SEDESUM), Oscar Alcántara Peña, dejó en claro que los ejidos están facultados para repartir las tierras a sus integrantes, incluso para la construcción de viviendas propias, pero no para el desarrollo de zonas habitacionales.

El funcionario explicó a Rotativo de Querétaro, que sin embargo cuando existe especulación con las tierras, es cuando existen problemas de desarrollo, debido a que es difícil la introducción de servicios en zonas dispersas.

“En algunos ejidos como ya están conurbados, con el simple plan de desarrollo, pueden desarrollar e inclusive hacer un fraccionamiento”, sin more y cuando estén en zona urbana.

Alcántara Peña, indicó que cuando los asentamientos están desarticulados, los costos de cambio de uso de suelo o regularización son muy caros, al referir que un cambio de uso de suelo para una hectárea, es hasta de 250 mil pesos, pero dependiendo de que uso le quieran dar, varía el pago de impuestos.

Apuntó que al intentar fraccionar fuera de zona urbana, los costos de permisos pueden alcanzar hasta los 800 mil pesos, al referir que se trata de candados para que no haya un desarrollo desordenado.

“El plan es proyectar hacía donde va el desarrollo, pero también es irlo contendiendo”, al sostener que en caso de no declararlo al municipio, intervienen los inspectores y se aplica la clausura, lo que representa todavía un mayor costo para los responsables.