El holandés Max Verstappen y su compañero mexicano Sergio Pérez, contribuyen a que Red Bull comande asimismo el campeonato de constructores. EFE

Spielberg (Austria), 24 jun (EFE).- El holandés Max Verstappen, primero en el Mundial de Fórmula Uno, y su compañero mexicano Sergio Pérez, que con su tercer puesto en el certamen contribuye a que Red Bull comande asimismo el campeonato de constructores, intentarán reforzar los lideratos de su escudería en el Gran Premio de Estiria, que se disputa este fin de semana en el circuito propiedad de la escudería austriaca.

Verstappen, de 23 años, reforzó su liderato tras ganar en Francia. Donde firmó su tercer triunfo del año y relegó al segundo puesto al heptacampeón mundial inglés Lewis Hamilton (Mercedes), al que aventaja en doce puntos (131 a 119). ‘Checo’, ganador hace tres domingos en Azerbaiyán, volvió a completar una gran actuación con su tercer puesto en Paul Ricard, en una carrera que Fernando Alonso (Alpine) acabó octavo y que el otro español, Carlos Sainz (Ferrari), concluyó, undécimo, fuera de los puntos.

Las cosas parecen estar cambiando en la categoría reina. Verstappen, que tomó el liderato al ganar en Mónaco -donde Sainz logró el mejor resultado para Ferrari en lo que va de año-, discute la hegemonía de Hamilton, que persigue un inédito octavo título. Y Red Bull, que no ganaba tres carreras seguidas desde 2013 (el cuarto año del cuatrienio triunfal que lideró el alemán Sebastian Vettel), la de Mercedes: tiránica dominante durante las pasadas siete temporadas.

Con la sobresaliente aportación de ‘Checo’, que en Francia confirmó su tercer puesto en el campeonato (con 84 puntos) tras lograr su duodécimo podio en la categoría reina, Red Bull aumentó su ventaja al frente del Mundial de constructores, que lidera con 215 puntos, 37 más que las flechas de plata. Y ahora correrán las próximas dos carreras en casa, ya que una semana después del de Estiria se disputará, en idéntico escenario, el de Austria.

La joven estrella neerlandesa y el maestro gestor de neumáticos tapatío disputarán las dos siguientes carreras, los próximos dos fines de semana, en el Red Bull Ring de Spielberg. Donde se completará el tríptico que arrancó el domingo en tierras galas; y que, después de haberlo hecho en 2020 -para configurar el calendario del Mundial de la pandemia-, volverá a ‘doblar’ este año.

Esta vez, como consecuencia de dos cancelaciones, por motivos de restricciones sanitarias vinculadas al covid-19: la de Canadá, primero; y la de Turquía, sustituta de la anterior, después.

El Gran Premio de Austria, previsto de nuevo el primer fin de semana de julio, mantuvo sus fechas. Y justo delante de él se colocó el Gran Premio de Estiria, que lleva el nombre de la región en la que se encuentra el circuito de Spielberg y cuya capital es Graz: la segunda ciudad más grande del país, después de Viena. Situada a 50 kilómetros del circuito.

Ambas carreras tendrán idéntico formato y se correrán en el circuito del ‘land’ Steiermark, conocido anteriormente -con diferentes configuraciones a lo largo del tiempo- como el Österreichring o el A1 Ring. Ahora mide 4.318 metros y tiene ocho curvas; y el domingo se le darán 71 vueltas, para completar un recorrido de 306 kilómetros y medio. Una pista que, debido a la altitud (unos 660 metros sobre el nivel del mar), genera menos carga y resistencia aerodinámica; de tiempo de vuelta bajo y que castiga mucho los frenos.

En seco, se rodará con neumáticos de la gama intermedia de compuestos -C2 (duro, reconocible por la raya blanca), C3 (medio, raya amarilla) y C4 (blando, roja)-, en unos entrenamientos libres que arrancan este viernes y se completarán el sábado. Horas antes de la calificación, que ordenará la formación de salida de la carrera del domingo.

Verstappen ganó, antes de la pandemia de la covid-19, los anteriores Grandes Premios del país (2018 y 2019) y entra en Austria con doce puntos de ventaja sobre Hamilton. Pero desde que la República alpina volvió al calendario, en 2014, el resto de las carreras las ha ganado todas Mercedes.

Incluidas las dos del año pasado: el finlandés Valtteri Bottas ganó el Gran Premio de Austria; y Hamilton el de Estiria, en el que puso la primera piedra de lo que acabó siendo su séptimo título. Con el que igualó el récord histórico del alemán Michael Schumacher.

Así que la pugna entre ‘Mad Max’ y ‘Sir’ Lewis, Red Bull y Mercedes, promete mantener la emoción estas dos próximas carreras.

‘Checo’, que se marchó contento “pero con ganas de más” del Paul Ricard, es tercero en el Mundial, con 84 puntos, ocho más que el cuarto, el inglés Lando Norris (McLaren) -el único que ha puntuado en las siete carreras disputadas este año-, compañero durante las pasadas dos temporadas de Sainz. Que es séptimo en el certamen, con 42 unidades;

Cada vez más readaptado a la categoría reina, a la que regresó después de dos años ausente, su compatriota el doble campeón mundial asturiano Fernando Alonso (Alpine), sexto y octavo las dos últimas carreras, es undécimo, con 17 unidades.

Alonso cree que en la pista austriaca hay oportunidad de adelantar “en la tercera y la cuarta curva”, y de “avanzar puestos el domingo”, por lo que celebra que se repitan carreras en el Red Bull Rin.

Adrian R. Huber