López Obrador, minimizó este miércoles el repunte de casos de covid-19 y las muertes de personas que han recibido la vacuna. FOTO: EFE/José Méndez.

Ciudad de México, 23 jun (EFE).- El presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, minimizó este miércoles el repunte de casos de covid-19 y las muertes de personas que han recibido la vacuna, aunque prometió mayor información tras un aumento sustancial en algunos estados.

“Ahora que hay un repunte en varios estados, los revisamos, hay en el caso de Sonora un repunte de contagios, pero vamos a decir, no alarmante, y todavía no se refleja en el número de fallecidos”, aseveró el mandatario en su rueda de prensa matutina.

Sus declaraciones se producen en medio de un repunte de casos de covid-19 en México, que es el cuarto país con más fallecidos por covid-19, con más de 231.500 decesos y cerca de 2,48 millones de casos.

Tras cuatro meses consecutivos a la baja, México podría cerrar esta semana con un aumento de entre 15 % y 18 % en el número de casos estimados, reconoció el martes Hugo López-Gatell, subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, encargado de gestionar la pandemia en México.

Los contagios han afectado en particular a estados turísticos, como Baja California Sur y Quintana Roo, donde los nuevos casos superan ya a los de la “segunda ola” de diciembre y enero.

Además, ha causado preocupación que estados como Sonora, Michoacán, Hidalgo, Nuevo León y San Luis Potosí, han reportado la muerte de personas que han recibido al menos una dosis de la vacuna.

Pero cuestionado por el tema, López Obrador comentó que “es mínimo, o sea, prácticamente inexistente”.

“Hoy mismo la Secretaría de Salud va a informar, pero no es asunto grave, esto que me estás planteando no me lo habían informado y todos los días tenemos reunión sobre la pandemia”, mencionó.

México ha aplicado más de 40,7 millones de dosis de diversos fármacos, como las estadounidenses Pfizer y Janssen, la anglo-sueca AstraZeneca, la rusa Sputnik V y las chinas CanSino y Sinovac.

Solo cerca de 17 millones de personas han completado el esquema, en un país de 126 millones de habitantes.

Presionado por la muerte de personas vacunadas, el presidente pidió no alarmarse.

“Hay que ver si es cierto, y si tiene relación con las vacunas, porque pueden fallecer por otra causa”, insistió.

También sugirió que hay personas que difunden información no verificada, como los contagios que se han producido en las escuelas, para causar temor.

“Quienes sostienen que no se debe regresar a clases, y se respeta su punto de vista, se pueden estar alarmando con eso, pues no, afortunadamente, no es significativo”, argumentó.