El incremento al precio de la gasolina impactará en los costos de la tortilla.

San Juan del Río, 26 Marzo 2021.- El incremento al precio de la gasolina impactará en los costos de la canasta básica, como la tortilla, que en los próximos días podría incrementar, ante los altos costos del maíz, aseguran tortilleros del municipio.

Y es que además del incrementos a los combustibles para el transporte de las mercancías, también se han disparado los precios del gas, que de 11.90 se ha incrementado a 13.50 pesos.

Mientras que los empresarios de la tortilla refieren que otro caso es la tonelada de harina, que antes la compraba en 9 mil pesos, ahora está en 12 mil pesos.

Un costal que el año pasado compraban en 180 pesos, dicen que hoy lo tienen que comprar a 240 pesos y aseguran que los proveedores ya advirtieron que para el mes de abril, subirá a 260 pesos.

Esta situación de incertidumbre los obliga a tener que incrementar el precio de este producto básico en la alimentación de las familias.

El maíz el año pasado lo estaban comprando en 4 mil 800 pesos la tonelada y manifiestan que en menos de un año ha subido hasta 6 mil 500 pesos la tonelada.

“Hoy está a 330 el bulto y antes estaba a 240 pesos”, mencionan los empresarios tortilleros, al ser consultados.

“El kilo de tortilla hoy la deberíamos estar vendiendo en 18 pesos como mínimo, pero varía entre 16 y 17 pesos, pero si la vendemos en 18 la gente piensa que le estamos robando”, subrayó uno de los comerciantes de este sector que prefirió no identificarse en la información.

Se quejaron que antes los tortilleros tenían subsidio en los productos para su elaboración y que hoy en día tienen que absorber todo ellos, por lo que se hace imposible poder seguir sosteniéndose y tendrán que subir los precios en las próximas semanas.

Señalaron que el panorama es sombrío debido a la sequía y que no hay producción y apoyo al campo por parte del gobierno federal, lo que complicaría la situación.

Advierten una crisis alimentaria, al sostener que muchos otros productos del campo que son esenciales en la alimentación de las familias, tampoco se están produciendo.

Además del incremento al precio de los hidrocarburos, mencionan las tarifas elevadas de energía eléctrica, lo que todavía encarece más la producción de alimentos.