La Comisión Europea y los Estados miembros de la UE trabajan con AstraZeneca para suministrar "un número suficiente" de dosis de su vacuna contra la covid-19. FOTO: EFE/EPA/Johan Nilsson.

Bruselas, 24 feb (EFE).- La Comisión Europea y los Estados miembros de la UE trabajan con AstraZeneca para conseguir que la farmacéutica pueda suministrar “un número suficiente” de dosis de su vacuna contra la covid-19 previsto en el segundo trimestre de este año, dijo este miércoles a EFE un portavoz del Ejecutivo comunitario.

“Lo importante para nosotros es que, junto con los Estados miembros, podemos garantizar la entrega rápida de un número suficiente de dosis. La Comisión y los Estados miembros están en contacto con la empresa y trabajan para conseguirlo”, señaló el portavoz comunitario de Sanidad, Stefan de Keersmaecker, tras las dudas que han resurgido sobre la capacidad de AstraZeneca de poder cumplir sus compromisos contractuales con la UE.

Por su parte, AstraZeneca confirmó a última hora del martes sus previsiones de suministrar 180 millones de dosis de su vacuna contra la covid-19 a la Unión Europea en el segundo trimestre de este año, desmintiendo así informaciones periodísticas que reducían esa cifra a menos de la mitad.

AstraZeneca confirma que “su previsión más reciente del segundo trimestre para la entrega de su vacuna covid-19 pretende cumplir con su contrato con la Comisión Europea”, dijo un portavoz de la compañía anglosueca en un comunicado difundido por una agencia de comunicación en Bruselas.

La declaración de la farmacéutica anglosueca se produce después de que la agencia Reuters asegurase que la compañía suministraría menos de la mitad, o menos de 90 millones, de las dosis esperadas a los Veintisiete en el segundo trimestre, citando fuentes próximas a la negociación.

El acuerdo de AstraZeneca con la UE ha sido objeto de tensiones desde que la farmacéutica anunciara en enero pasado que sus entregas al club comunitario serían unos 75 millones de dosis menos de lo previsto durante los primeros tres meses del año.

La compañía tiene un contrato para suministrar a la UE 300 millones de dosis de su vacuna hasta finales de junio, según una copia del documento firmado en agosto de 2020 y filtrada a la prensa.

Las previsiones de AstraZeneca eran que podría suministrar 30 millones de dosis en 2020, 90 millones en el primer trimestre de 2021 y 180 millones en el segundo.

Según este contrato, “aproximadamente la mitad del volumen previsto debe proceder de la cadena de suministro de la UE, mientras que el resto provendría de su red de suministro internacional”, explicó anoche el portavoz de AstraZeneca.

En este momento, AstraZeneca “está trabajando para aumentar la productividad de su cadena de suministro en la UE y para seguir haciendo uso de su capacidad global con el fin de lograr la entrega de 180 millones de dosis a la UE en el segundo trimestre”, añadió.

La Comisión Europea pidió este martes a los Veintisiete que incrementen su capacidad de vacunación en el segundo trimestre para poder aprovechar los 300 millones de dosis que Bruselas espera recibir de las firmas Pfizer-BioNTech, Moderna y AstraZeneca.

“Esto requiere una gran movilización de instalaciones, personal y logística. Administrar 300 millones de dosis en abril, mayo y junio es una labor de gran envergadura y por eso pedimos a los Estados miembros que estén preparados para esta importante tarea”, dijo el vicepresidente del Ejecutivo comunitario, Maros Sefcovic.

Hasta el momento, los países de la UE han recibido un total de 40,7 millones de dosis, dijo Sefcovic.

Según las previsiones de Bruselas, entre enero y febrero se tendrían que recibir 51 millones de dosis y si se añade el conjunto del primer trimestre, la cantidad asciende a 106 millones de dosis.

La semana pasada la CE presentó un plan para incrementar la capacidad de producción de las farmacéuticas, y acelerar la aprobación de las modificaciones que sean necesarias en las vacunas para adaptarse a las nuevas variantes del virus.

Sobre cómo abordar la pandemia discutirán el jueves los Jefes de Estado y de Gobierno en la cumbre que celebrarán de forma virtual. Una reunión que se alargará hasta el viernes, cuando hablarán de la política de defensa con el secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg.