Torres Rico, celebró que con la entrada en vigor del Escenario B, se registraron aumentos en ventas y en apertura de negocios de esta zona.

Querétaro, 23 Febrero 2021.- El presidente de la Alianza por el Centro Histórico de Querétaro, Juan Antonio Torres Rico, celebró que con la entrada en vigor del Escenario B de la contingencia sanitaria por el COVID- 19, se registraron aumentos en ventas y en apertura de negocios de esta zona, lo cual dijo, mantiene la rentabilidad para los negocios que ya operan.

Y es que resaltó que se incrementaron entre un 45 y 50 por ciento de las ventas durante esta fase de la pandemia; comparándolo con el 15 a 20 por ciento de ventas que se percibían en los días de Escenario C.

Recordó que tan solo el viernes, sábado y domingo, se derrama hasta el 70 por ciento de las ganancias que se registran en toda la semana; por lo que la apertura comercial de los domingos les brinda un respiro económico.

Afirmó que el compromiso de los comerciantes es preservar los protocolos sanitarios, con el fin de mantenerse abiertos durante la siguiente época fuerte del comercio, que representa la Semana Santa.
“Nuestro compromiso es mantenernos en este escenario. Recordemos que en un mes estaríamos iniciando la Semana Santa, y nosotros queremos mantenernos en este escenario abierto. No queremos perder esta línea e inercia que llevamos; y poder llegar a Semana Santa fuertes, sanos económicamente y colaborando con las autoridades”, manifestó.

Torres Rico puntualizó que hay un módulo de aplicación de pruebas rápidas de detección del COVID-19 en la delegación Centro Histórico, donde señaló que muchos comerciantes han enviado a sus empleados a realizarse el examen, de forma opcional.

No obstante, exhortó al resto de los negocios para que pueda garantizar la ausencia del virus entre la plantilla laboral; lo cual daría garantías a los clientes de la seguridad sanitaria del sector.

Asimismo, Torres Rico estimó que se recontrató a un 20 por ciento más de plazas laborales, derivado del escenario B, para poder hacer frente a la atención al cliente, gracias a la apertura de los domingos; como restaurantes o tiendas.