Decenas de mujeres marcharon desde la Fiscalía General del estado de Puebla hasta la sede del Congreso. FOTO: CIMAC NOTICIAS.

Puebla, Pue. Como parte de las actividades conmemorativas del 25 Noviembre, Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres, decenas de mujeres marcharon desde la Fiscalía General del estado de Puebla hasta la sede del Congreso, inmueble que continúa ocupado por colectivas feministas.

Fue alrededor de las 4 de la tarde que un grupo de unas 50 mujeres, con cubrebocas, pasamontañas o caretas, se congregaron enfrente de Fiscalía para marchar a la sede legislativa. En el trayecto las participantes pintaron, en parte del mobiliario público, exigencias de justicia por los casos de feminicidio en el estado, y consignas a favor de la despenalización del aborto.

Ya en el Congreso de Puebla se colocaron algunas mantas en las puertas y ventanas del inmueble, que desde el martes 24 de noviembre fue ocupado por 15 mujeres de diferentes colectivas feministas. También la batucada feminista tocó diferentes canciones, para exigir fin de la violencia machista y acceso a los derechos sexuales y reproductivos.

Después del mitín, un grupo de feministas hizo un plantón afuera del Legislativo para apoyar, auxiliar y dotar de los víveres donados a sus compañeras que mantienen la protesta adentro del rencito.

Toma de Congreso
Este 24 de noviembre dos contingentes de manifestantes tomaron las intalaciones del Congreso y de Radio BUAP, para exigir una mesa de diálogo para descongelar las iniciativas sobre despenalización del aborto, atención a los casos de acoso y hostigamiento sexual al interior de distintas universidades, así como más recursos para la Alerta de Género, acompañamiento a las mujeres víctimas de violencia y una mesa de trabajo con autoridades.

La única diputada que se reunió con las manifestantes fue Estefanía Rodríguez Sandoval, quien manifestó su apoyo a las colectivas y denunció que el presidente de la junta directiva del Congreso, Gabriel Biestro Medinilla, ordenó que se impidiera la entrada o salida de las feministas.

La alcaldesa Claudia Rivera Vivanco y secretaria de Igualdad Sustantiva de Generó, Catalina Pérez Osorio, llegaron por la noche al inmueble para manifestar su apertura al diálogo; mientras que la Universidad Iberoamericana de Puebla emitió un comunicado, donde señaló que sería personal del Instituto de Derechos Humanos Ignacio Ellacuría quién dé seguimiento a las exigencias del grupo.

Gabriel Biestro, a su vez, señaló que no habría actos de represión por la toma del Congreso, que se respetaría la libertad de expresión y que pediría la presencia de visitadores de Derechos Humanos, aunque no informó si acudiría a las mesas de diálogo o se comprometería a cumplir el pliego petitorio.