El dirigente de la CANACO en San Juan del Río, Roberto Hernández Domínguez, aseguró a Rotativo de Querétaro, que debido a los contagios que se han incrementado durante las últimas semanas, las medidas sanitarias y de prevención al Covid-19, cambiarán a partir del próximo lunes.

San Juan del Río, 25 Noviembre 2020.- El dirigente de la CANACO en San Juan del Río, Roberto Hernández Domínguez, aseguró a Rotativo de Querétaro, que debido a los contagios que se han incrementado durante las últimas semanas, las medidas sanitarias y de prevención al Covid-19, cambiarán a partir del próximo lunes.

El dirigente del sector comercio en el municipio, indicó que hoy hubo una reunión estatal en la que participaron todos los organismos empresariales, de comercio y de seguridad, así como del sector salud para tratar el tema de los contagios que se han disparado.

“Se considera a groso modo un aumento importante al número de contagios y se está previniendo de alguna manera, evitar a como dé lugar llegar a semáforo rojo”.

El líder de la CANACO aseguró que por información del propio Gobernador Francisco Domínguez Servién, todavía Querétaro está un poco distante del semáforo rojo, sin embargo ya se tienen que acatar las medidas de semáforo naranja.

Destacó que ante la situación ahora se le podría llamar escenario B, debido a que ahora estaríamos en el escenario A, pero con el riesgo de que si no se toman las medidas oportunas de prevención y sanitarias, se podría brincar hasta el escenario C, que sería el equivalente al semáforo rojo.

De esta manera mencionó que dentro del escenario B operarían las farmacias para la venta de medicamentos, artículos alimenticios, higiene y de primera necesidad.

Para los centros comerciales y negocios, el horario será hasta las 20:00 horas con un 20 por ciento de ocupación y solo se aceptará el ingreso a una persona por familia.

“Por ejemplo para el giro que representamos, que es el comercio en general y prestación de servicios profesionales, el cierre será a las 20:00 horas con un 50 por ciento de ocupación y una persona por familia”.

Mientras que para los supermercados y tiendas de conveniencia, el cierre será aplazado hasta las 22:00 horas, con el 30 por ciento de ocupación y una persona por familia.

Resaltó las medidas de prevención y restrictivas para restaurantes y cafeterías, así como de restaurantes en viñedos, que será hasta las 10 de la noche de lunes a sábado con 50 por ciento de ocupación, pero los días domingos permanecerán cerrados.

“Si van a poder vender los días domingos, pero únicamente para llevar y se incluyen todo tipo de restaurantes, fondas y negocios con venta de comida”.

Domínguez, Hernández, puntualizó en que la información hasta este momento es extraoficial, ya que hoy se lograron los acuerdos pero para que puedan ser aplicados se tiene que publicar en la sombra de Arteaga.

Ante esta situación las medidas aplicarían posiblemente desde el fin de semana o hasta el próximo lunes, lo que será dado a conocer en su oportunidad por las propias autoridades involucradas.

“Es un escenario que de acuerdo a las medidas planteadas y acuerdos logrados, es que el gobierno del estado sigue tratando de mantener ese equilibrio entre la salud y la economía, por lo que la mayoría de las personas que asistimos, optamos en que es una muy buena medida”.

Hizo énfasis en que en este momento la situación no está al extremo como al inicio de la pandemia, cuando se tomó la determinación de cerrar definitivamente a todo el comercio.

Dijo que todo el comercio seguirá con su actividad normal, pero se están intensificando las medidas en los horarios y cantidad de personas en el establecimiento.

Reconoció que podría tener una repercusión económica, pero subrayó que no sería tan impactante como fue al principio que se implementó el semáforo rojo.