Pequeña recuperación del empleo durante septiembre estuvo impulsada por el sector informal, el cual reportó un incremento de 7.2 millones de plazas laborales de las 10.4 millones que se perdieron tras el despliegue de la pandemia.

La tasa de desempleo registró una baja por tercer mes consecutivo, ubicándose en 5.1% en septiembre 2020, pero el 0.01% de disminución es muy lenta para los pronósticos anteriores.

Otra de las cuestiones de cuidado, es la prolongación de la duración de la búsqueda de empleo, donde ya da señales de ser una búsqueda que ha subido progresivamente en los últimos meses, dando señales de un desempleo permanente y no temporal como se sospechaba.

En septiembre de 2020, 27.6% de las personas desocupadas llevan en busca de trabajo más de tres meses, mientras que la misma cifra para 2019 era de 12.7% y subiendo progresivamente en los meses recientes.

Si bien la tasa de desempeño disminuyó por tercer mes consecutivo, lo hizo de manera moderada y en análisis de Banco Base la recuperación se centró en la recuperación del sector informal.

La incorporación de 670 mil personas a la población ocupada, aún hace falta recuperar gran parte de los 12.5 millones de personas que dejaron de estar ocupadas en abril 2020, producto de las medidas de confinamiento estrictas.

En cuanto a sectores, los que registraron mayor recuperación fue el sector terciario con un 1.1 millones de personas que volvieron a este sector de la población ocupada.

Este sector en específico, se vio ampliamente beneficiado por el relajamiento de las restricciones en la movilidad de las personas durante el mes de septiembre 2020.

Otro de los datos preocupantes de la lenta recuperación del empleo, es la correspondiente a la población subocupada con 3.6 millones de personas por arriba de los reportes de septiembre 2019.

De la misma manera, los empleos nuevos se concentraron en los catalogados dentro de puestos de trabajo con hasta un salario mínimo y los que ganan entre dos y tres salarios mínimos por lo que, la calidad de dichos empleos es muy inestable.

Asimismo, existen riesgos de una desaceleración en el ritmo en que se recupere el mercado laboral y no se puede descartar un retroceso. Esto se dio en un contexto en el cual el subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell, declaró que existen evidencias de señales tempranas de rebrotes de Covid-19 en México.

Las cifras no han sido favorables, apoyadas por una mayor apertura del sector servicios, y aún permanecen afectaciones en mercado laboral por la naturaleza de la crisis.

De esta manera, los datos reportados del mercado de trabajo, todavía muestran una expectativa débil en cuanto a la generación de empleos para lo que resta de 2020.