Ariana Rangel Sevilla, presidenta de la Junta Especial 4° de Conciliación y Arbitraje en el municipio.

San Juan del Río, 16 Octubre 2020.- Frente a un escenario laboral y económico derivado por la pandemia, la junta de conciliación y arbitraje del municipio de San Juan del Río, informó que durante la contingencia se registró un incremento en demandas laborales, sobre todo por despidos injustificados.

La presidenta de la Junta Especial 4° de Conciliación y Arbitraje en el municipio, Ariana Rangel Sevilla, manifestó que desde el 19 de marzo al 15 de octubre del año en curso, se registraron alrededor de 820 demandas por despido injustificado.

Destaca que de las demandas de los trabajadores, el 30 por ciento corresponde al municipio de Pedro Escobedo, Tequisquiapan, Cadereyta y el 70 por ciento al municipio de San Juan del Río.

De la misma manera, Rangel Sevilla, refirió que de las 820 demandas, el 5 por ciento son por falta de pago a prestaciones o adeudos de salario o vacacionales.

Sin embargo dijo que en el 20 por ciento los trabajadores optan por una reinstalación y el 80 por ciento prefiere una indemnización constitucional, que significa el pago de una liquidación acorde al servicio que prestó.

Explicó que en un comparativo, el año pasado se registraron mil 278 demandas y de enero a la fecha se han presentado mil 205, por lo que en solo 9 meses se ha alcanzado prácticamente la misma cifra.

Rangel Sevilla, indicó que todavía se espera un incremento en los próximos meses, de alrededor de unas 300 demandas más para el cierre del año, sobre todo al tener en cuenta que falta que las empresas cumplan con las prestaciones de aguinaldo, prima vacacional y fondo de ahorro.

La funcionaria resaltó que de marzo a la fecha se han realizado 430 conciliaciones y finiquitos, al llegar a un acuerdo conciliatorio entre la parte patronal y el empleado, con el propósito de evitar el proceso de una demanda.

Por último, hizo la invitación al sector laboral a seguir tomando todas las medidas sanitarias posibles, al tiempo de subrayar que todo trabajador o patrón que necesite asesoramiento o apoyo, que no dude en acercarse a la junta para poder llegar a una buena conciliación.