Mike Pompeo, comenzó hoy una visita oficial a Austria donde se espera analice la tensión en el Mediterráneo oriental entre Grecia y Turquía. FOTO: EFE/EPA/MICHAEL GRUBER.

Viena, 14 ago (EFE).- El secretario de Estado de EEUU, Mike Pompeo, comenzó hoy una visita oficial a Austria donde, además de una serie de encuentros bilaterales, se espera analice la tensión en el Mediterráneo oriental entre Grecia y Turquía, así como el conflicto por el programa atómico iraní.

Tras llegar a Viena procedente de Eslovenia en la tarde del jueves, Pompeo se reunió esta mañana, al inicio de la agenda de la visita de un día, con el ministro de Finanzas de Austria, el conservador Bernot Blümel, y empresarios del país alpino.

Blümel calificó de “buenas” las conversaciones mantenidas sobre el comercio bilateral con EEUU, el segundo destino de las exportaciones austríacas, y aseguró que ambas partes optaron por “poner lo que tenemos en común antes de lo que nos divide”, sin dar más detalles al respecto.

Los medios locales destacan hoy diversas “cuestiones difíciles”, como el procedimiento iniciado en EEUU contra el impuesto digital establecido en Austria, que podría llevar a que Washington adopte tasas punitivas contra empresas de la república centroeuropea.

También hay disensos sobre la participación de la empresa china Huawei en la expansión de la tecnología 5G y sobre el tendido del gasoducto Nord Stream, en el que participa la compañía austríaca OMV y al que se opone Washington por considerar que favorece la dependencia europea del gas ruso.

Reducir la influencia de China y Rusia es uno de los objetivos de la gira por Europa central que Pompeo inició el pasado martes en la República Checa y que finalizará mañana sábado en Polonia.

Tras el encuentro con Blümel, el jefe de la diplomacia estadounidense asistió a una ceremonia de colocación de coronas en el Monumento al Holocausto en Judenplatz.

En las próximas horas será recibido por el presidente de Austria, el ecologista Alexander van der Bellen, el ministro de Exteriores, Alexander Schallenberg, y el canciller federal, Sebastian Kurz, ambos del conservador Partido Popular Austríaco.

Más allá de los encuentros bilaterales, tiene previsto por la tarde una entrevista con el director del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA), Rafael Grossi, y otra con el ministro de Exteriores de Grecia, que se ha desplazado a Viena para encontrarse con el secretario de Estado.

Dendias espera obtener la confirmación del apoyo de Washington a su país en el conflicto que lo enfrenta a Turquía por la exploración de hidrocarburos en el Mediterráneo oriental, tras la escalada de tensiones en los últimos días, que será tratada también hoy en una teleconferencia de ministros de Exteriores de la Unión Europea (UE).

Se espera que con el máximo funcionario del OIEA, Pompeo aborde la situación del programa nuclear iraní, en un momento en el que el acuerdo firmado en 2015 entre las grandes potencias y Teherán pende de un hilo debido a su abandono por parte de EEUU en 2018 y los posteriores incumplimientos de Irán.