Abigail Arredondo Ramos, Diputada.

Querétaro, 07 Agosto 2020.- La diputada en Querétaro por el Partido Revolucionario Institucional (PRI), Abigail Arredondo Ramos, aseguró que legislar respecto a prohibición de la venta y distribución de “comida chatarra” y refrescos a los menores corresponde al congreso federal y no a los estados.

La legisladora precisó que no se pueden modificar las leyes de la manera en que se aprobó dicha reforma en el estado de Oaxaca, pues dijo, se afecta directamente a sectores empresariales.

“Esto es una competencia federal. Estarías afectando una actividad comercial y eso solo se puede regular por el congreso federal. Si nosotros tenemos un avance, no podemos partir de ejemplificarnos al igual que Oaxaca porque nosotros ya tenemos este tema desde 2010”, manifestó.

Y es que destacó que Querétaro ya había legislado acerca de la prohibición de la venta de comida chatarra, al interior y al exterior de las escuelas en 2010 dentro de la ley de Educación.

Con esta situación, Abigail Arredondo resaltó que el estado ya iba un paso adelante de entidades como Oaxaca en la regulación de la comida chatarra; y no consideró que sea prudente reformar artículos para este objetivo en la entidad.

La diputada priista refirió que se deben buscar los mecanismos para la regulación que evite la sobreoferta de estos productos; sin embargo, añadió que el principal objetivo debe ser la prevención, estableciéndola en la Ley de Salud.

Incluso, mencionó que hay sectores vulnerables, como personas que venden frituras en sus casas, que a pesar de estas legislaciones, podrían continuar efectuando la venta.

“Creo que se le tiene que meter a la parte preventiva. Es a la Ley de Salud, porque finalmente esto es una enfermedad, la obesidad. Tenemos que verlo desde varias aristas. No se gana nada prohibiendo asi nada más a la gente que se dedique tal vez a vender churros afuera de su casa, porque además, lo van a seguir haciendo”, argumentó.