Concepción Herrera Martínez, ingresó una iniciativa de Ley que documenten los actos o acciones que realicen con motivo de sus funciones y atribuciones.

Querétaro, 30 Junio 2020.- La presidenta de la mesa directiva de la LIX Legislatura del Congreso de Querétaro, Concepción Herrera Martínez, ingresó una iniciativa de Ley que permita que los diputados, las dependencias y los órganos del Poder Legislativo del Estado, documenten los actos o acciones que realicen con motivo de sus funciones y atribuciones.

De la misma manera, garantizar la implementación de los métodos y técnicas archivísticas que al respecto establezca el Sistema Integral de Gestión Documental del Poder Legislativo y que formarán parte del Archivo General del Poder Legislativo.

Al respecto, la legisladora mencionó que se contempla cambiar la Dirección Interna de Investigación Estadística a la Dirección de Investigación, Archivo y Estadística, para hacer uso de los propios recursos del congreso para la preservación de la historia legislativa.

“Esto es para poder garantizar el poder preservar todos los archivos de nuestra vida administrativa, y dejar memoria de todo esto, información histórica. El año pasado aprobamos los 25 legisladores la armonización de la Ley de Archivos”, explicó.

La diputada del Partido Encuentro Social puntualizó que transcurrió un año para la armonización de estas leyes, tiempo que era el otorgado para las entidades; el trabajo, aseguró, se ejecutará a cargo del propio personal del congreso.

Esta acción obedece al derecho internacional de acceso a la información pública que manejan las entidades en los tres niveles de gobierno, agregó.

Herrera Martínez destacó como principales ejes de la Ley General de Archivos la homegeneidad de los archivos del país; máxima apertura, enfoque de derechos humanos y protección y preservación del patrimonio documental.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: Diputadas del PRI buscan vetar a empresas implicadas en corrupción

Asimismo, la presidenta adelantó que se propondrá una publicación elaborada por la legislatura local para difundir información del trabajo del congreso a la ciudadanía.

Dicha publicación podría suscitarse hasta en tres ediciones anuales, evaluando las condiciones presupuestales y en consenso con los diputados locales.