Regresan a la ‘nueva normalidad’ 50% de industrias en Querétaro

El presidente de la CANACINTRA, Jorge Rivadeneyra Díaz, confirmó que el 50 por ciento de las industrias han regresado a “Nueva Normalidad”.

Querétaro, 1 Junio 2020.- El presidente en Querétaro de la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (CANACINTRA), Jorge Rivadeneyra Díaz, confirmó que el 50 por ciento de las industrias afiliadas han regresado a la “Nueva Normalidad” este lunes 1 de junio, en el marco de la contingencia sanitaria por el COVID-19.

Recordó que cerca de mil 200 empresas están agremiadas a CANACINTRA, mismas que han trabajado ya en los protocolos de cuidado para evitar brotes de coronavirus.

El empresario comento que la mayoría de las empresas trabajará al menos a la mitad de su capacidad de producción, con el fin de mantener las normas sanitarias y las recomendaciones para la prevención del contagio.

Este número de empresas, apuntó, es proporcional la cifra de empleados que regresarán a sus labores a partir de este lunes, siendo cerca de 50 mil empleos los que genera CANACINTRA en la entidad, y el 50 por ciento volverá a trabajar.

El líder de esta cámara comentó que la fábricas son el mejor lugar para regresar a laborar, ya que indicó, es poco probable que se den contagios en estos espacios.

“Estamos arrancando convencidos en que las fábricas son de los mejores lugares para no contagiarte. Los supervisores están revisando que se lleven a cabo los protocolos; están los directivos y la autoridad”, explicó.

En este tenor, el empresario insistió en que es necesario ampliar el espectro de actividades esenciales, para reiniciar labores en industrias que ofrecen insumos urgentes para la ciudadanía, exponiendo como ejemplo la fabricación de ropa interior.

Asimismo, Rivadeneyra Díaz señaló que el 90 por ciento de las industrias cumplió en tiempo y forma con el pago de utilidades.

Celebró que la gran mayoría de las empresas otorgó esta prestación debido a que se origina con ganancias del año anterior, por lo tanto, existió una buena organización financiera para evitar mermas.

Sin embargo, el 10 por ciento restante, reconoció Jorge Rivadeneyra, continúa con negociaciones y convenios con trabajadores.