Taquilleras del Metro advierten peligro para su salud por la COVID-19

Taquilleras del Metro advierten peligro para su salud por la COVID-19
Trabajadoras de las taquillas del Metro de México solicitan el cierre temporal de la venta de boletos ya que pone en peligro a las trabajadora. FOTO: TWITTER @MetroCDMX.

México, abril (SEMlac).- Trabajadoras de las taquillas del Metro de México solicitan el cierre temporal de la venta de boletos ya que pone en peligro a las trabajadoras de ser contagiadas por la COVID-19 y aseguran que no cuentan con lo mínimo para protegerse de la pandemia.

Casi mil personas han firmado la solicitud enviada a Claudia Sheimbaun, jefa de gobierno de la Ciudad de México “Por el derecho a la vida de las taquilleras del Metro de la CDMX”, que se publicó en la plataforma digital Avaaz.org

En ella se explica que ante la contingencia por el virus la COVID-19, las taquilleras del STC METRO “estamos en gran peligro. ¡Necesitamos ayuda urgente!”

Señalan la importancia de este medio de transporte y que este siga operando por ser, dicen, “la columna vertebral de la ciudad”; sin embargo, “las taquilleras, somos el área que tenemos el contacto directo con los usuarios, que en los próximos días, serán potencialmente, portadores de la COVID-19”.

No obstante, refieren que no cuentan con los mínimos materiales para esta contingencia, como son: cubrebocas, guantes y el gel adecuado, para protegernos. Incluso, afirman que ni siquiera hay agua en varias estaciones, para lavarse las manos.

“Consideramos que el intercambio de dinero, así como la manipulación de las tarjetas para las recargas, son un foco de infección (ya que muchas personas al entregar el dinero y la tarjeta, los traen en la boca)”.

Aseguran que a pesar de los anuncios hechos por la Secretaría de Salud, de “quedarse en casa”, ellas han tenido que seguir trabajando porque las autoridades del STC no han permitido que el personal de taquilla, que pertenece a grupos vulnerables, se retire en su totalidad.

“Adicionalmente ya tenemos casos de taquilleras con probabilidad de haber adquirido la COVID-19, según sus diagnósticos”, por ello pidieron el cierre temporal de las taquillas porque no quieren ser contagiadas ni ser el vehículo para que otras personas se contagien.