Inmujeres publica folleto para sana convivencia durante contingencia

Inmujere publicó tres folletos con “recomendaciones para la sana convivencia y para reflexionar sobre el trabajo doméstico y de cuidados en los hogares”. FOTO: CIMAC NOTICIAS.

Ciudad de México. Como parte de las acciones de gobierno por el inicio de la Fase 2 de contingencia por el COVID-19, el Instituto Nacional de las Mujeres (Inmujeres) –encargada de coordinar la política pública en materia de igualdad– publicó tres folletos con “recomendaciones para la sana convivencia y para reflexionar sobre el trabajo doméstico y de cuidados en los hogares”.

Los tres folletos que presentó en versión digital el Inmujeres este 24 de marzo de 2020 tienen el objetivo de “romper con los estereotipos que propician que las mujeres y las niñas sean las únicas que tienen las capacidades para dedicarse a estas labores mientras los hombres y los niños son quienes los reciben”.

Los documentos llevan por nombre El tiempo en casa es tiempo de cuidados; Cinco mensajes clave para cuidarnos; y COVID-19 y su impacto en números desde la perspectiva de género.

Éste último presenta datos de 2019 acerca del personal profesionista dedicado a cuidados de la salud en México, la situación de las personas que se dedican al trabajo del hogar remunerado, y la carga de trabajo de cuidados no remunerados que asumen las mujeres en los hogares mexicanos.

La dependencia informó que 79 por ciento de las 472 mil 781 personas que se dedican a la enfermería con un grado técnico o especializado en todo el país, son mujeres; asimismo, 95 por ciento de las 359 mil 783 personas que realizan trabajo de cuidado de niñas, niños, personas con discapacidad y adultas mayores, son mujeres.

Otros datos dados a conocer por la propia dependencia son que nueve de cada diez personas que hacen trabajo del hogar remunerado son mujeres, 75 por ciento de las cuales no cuenta con ningún tipo de prestaciones; y el trabajo de limpieza que se realiza en establecimientos concentra a un millón 46 mil 88 personas, de las cuales 61 por ciento son mujeres.

A esto se suma que 63 por ciento de las mujeres ocupan su tiempo al cuidado de integrantes del hogar de 0 a 14 años; solamente en las actividades de llevar, recoger o esperar a que reciban atención de salud y de “estar al pendiente” mientras hacía otra cosa el porcentaje es del 51 por ciento; y 5 por ciento de las mujeres también se ocupan al cuidado de integrantes del hogar de 60 y más años, en cuidados pasivos el porcentaje es de 5.3 por ciento.

El Inmujeres es la entidad del gobierno federal que coordina el cumplimiento de la política nacional en materia de igualdad sustantiva y coadyuva con la erradicación de la violencia contra las mujeres.

Hasta ahora, todas sus acciones para abordar la contingencia del COVID-19 están dirigidas a las sociedad, ninguna a otra dependencia de gobierno, y son recomendaciones.

Plan de atención y mitigación carece de perspectiva de género
En días pasados, varios organismos internacionales alertaron (con base en la experiencia de otros países e información sobre la desigualdad de género que prevalece en el mundo) que la actual contingencia sanitaria traerá mayor carga de trabajo de cuidados y limpieza, mayor riesgo de perder el ingreso o el empleo, aumento de la violencia en los hogares y mayor pobreza para las mujeres.

Por esto, los organismos urgieron a los países a tomar medidas y a integrar la perspectiva de género en sus planes de mitigación, tales como que quienes tengan a cargo el cuidado de otras personas puedan contar con políticas flexibles para atenderles sin afectar su estabilidad en el empleo o sus prestaciones laborales; y que, en caso de que se decrete una cuarentena generalizada, se generen planes de contingencia para que las labores que realizan las mujeres a cargo el cuidado de otras personas puedan ser subsumidos por otras personas sin que esto afecte su ingreso o sus derechos laborales.

Aunque el pasado 20 de marzo, el Secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard Casaubón, aseguró a pregunta expresa de Cimacnoticias que el plan sí incluye acciones con perspectiva de género, hasta este día, el gobierno federal no ha informado sobre ninguna acción específica dentro del plan de atención para los grupos vulnerables ante el COVID-19 que tenga como objetivo evitar los impactos negativos en las mujeres.

Durante las más recientes dos conferencias matutinas (24 y 25 de marzo de 2020), el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, llamó a las familias a asumir principalmente los cuidados de las personas adultas mayores o las que resulten contagiadas y, reiteró, con las hijas mujeres “tenemos un seguro” de cuidados, pues –dijo– los hombres podemos ser más “desprendidos”.

Si bien cada una de las dependencias federales tiene responsabilidades establecidas en la ley para erradicar la desigualdad de género y la violencia contra las mujeres, hasta ahora sólo el INMUJERES ha informado sobre los impactos negativos del COVID-19 en la vida de las mujeres.