El empeño de AMLO en la venta del avión presidencial para reafirmar su ideología

AMLO se esfuerza en vender el avión presidencial pese a cuestionamientos hacia su administración.

López Obrador avión presidencial
López Obrador insiste en vender el avión presidencial pese a los cuestionamientos por los altos costos de tenerlo parado fuera del país. FOTO: TWITTER @Notimex.

Andrés Manuel López Obrador (AMLO) insiste en vender el avión presidencial pese a los cuestionamientos por los altos costos de tenerlo parado fuera del país en espera de un comprador y las dificultades que implica viajar en vuelos comerciales para un jefe de Estado.

Sin embargo, para el mandatario, la aeronave representa opulencia y venderlo simboliza un cambio en el gobierno que encabeza. Ante esto, el Presidente prioriza reafirmar su ideología por sobre el análisis técnico del costo beneficio de deshacerse de la aeronave presidencial TP01.

El monto desembolsado por la administración de Felipe Caderón de 127 millones de dólares (mdd) significa una cantidad superior a los presupuestado para todo el fortalecimiento de los servicios estatales de salud (mil 600 millones de pesos) del 2019 y los aproximadamente 617 millones de pesos que se pagaron por no usar el avión presidencial durante su estancia fuera del país de manera conjunta.

Al costo del avión habrá que agregar el incremento de precio de poco más de 2 mmd tras las modificaciones internas realizadas.

No se ha podido vender el Dreamliner TP01 (Transporte presidencial número uno) de la Fuerza Aérea Mexicana, en gran parte debido a que su configuración modificada con el propósito de transportar una comitiva presidencial eleva los costos y limita a los posibles compradores.

En este contexto, el presidente de la Junta de Coordinación Política del Senado de la bancada de Morena, Ricardo Monreal Ávila, fue abordado y cuestionado sobre el tema durante el macrosimulacro nacional por sismo de este 2020 llevado a cabo el lunes 20 de enero y comentó “me parece que el presidente ha puesto la muestra en viajar en aviones de línea, en conducirse como un ciudadano más, en haberse desprovisto de tanta parafernalia, el haber hecho del gobierno un ejercicio humano, alejado de lo que anteriormente se hacía y cercano a la gente y al pueblo”.

Monreal Ávila expresó su respaldo al presidente y su ayuda a sentar bases firmes para que nadie en un futuro adquiera activos del estilo como la aeronave presidencial.

AMLO se vio fuertemente cuestionado después de que planteara la posible rifa del avión presidencial con 6 millones de ‘cachitos’ de 500 pesos cada uno a través de la Lotería Nacional entre las opciones para deshacerse de él. No obstante, tal propuesta es compleja por establecimientos legales.

La postura de AMLO no está basada en un análisis técnico. Más bien, la obstinación por la venta del avión presidencial mexicano intenta reafirmar un punto de inflexión sobre “los corruptos y ostentosos gobiernos anteriores y el suyo”.

El mandatario seguirá asumiendo los altos costos económicos y se empreñara en vender la aeronave TP01, con el objetivo de reafirmar su ideología.