Aprende a reducir tu huella plástica

*Pequeños consejos para que aprendamos a ser sustentables

huella ecológica
Todo el mundo habla de las “erres” para ser sustentables y reducir su huella ecológica, aunque casi todos recibieron sus regalos envueltos en plásticos.

México, 26 Dic (Notimex).- Todo el mundo habla de las “erres” para ser sustentables y reducir su huella ecológica en el mundo, aunque casi todos recibieron sus regalos navideños envueltos en plásticos y empaques de un sólo uso.

El reciclaje empieza por uno mismo y es así como puede lograrse que las cosas cambien, porque si todos nos preocupamos por la salud del planeta, podríamos salvarlo del cambio climático.

Según los expertos, solo el nueve por ciento de los plásticos se reciclan y son los principales responsables del calentamiento global, por lo que reducir su uso diario se convierte en una estrategia realista, saludable y que todos podemos llevar a cabo.

El diario británico The Guardian publicó una serie de recomendaciones que pueden lograr mucho en la batalla contra la contaminación de los plásticos, como acostumbrarse a los productos reutilizables. Trata de tener botellas, cubiertos y bolsas que puedas usar las más de las veces que sea posible.

Si tienes una opción diferente al plástico en los productos que compras, como vidrios o latas, elígela. Tanto vidrio como latas son más eficientes a la hora de reciclarse y, aún así, si tienes que elegir entre éstos, prefiere las latas.

Cuando sea posible, come en el restaurante, en lugar de pedir para llevar; pide que no te pongan popote y, si tienes necesidad de pedir comida a domicilio, solicita que no incluyan cubiertos de plástico.

Cuando vayas al supermercado, opta por los productos que tengan menos empaque; rechaza las frutas, verduras o frutos secos en mallas o plastificados y cómpralos a granel, en tu propia bolsa.

En cuanto a la ropa, el mundo consumista nos ha acostumbrado a comprar más de la que necesitamos. Trata de adquirir menos prendas; de lavarla lo menos posible (las prendas contienen fibras sintéticas hechas de plástico, que se derraman en el lavado y terminan en los ríos) y déjala secar al aire.

Otros consejos útiles serían rechazar la tapa del vaso de café para llevar; usar rastrillos de afeitar con cabezales sustituibles; cepillos de dientes de bambú; compra limpiadores concentrados que se pueden mezclar con agua; elige jugos congelados y concentrados en envases de cartón o de metal, en vez de en botellas de plástico; no compres agua embotellada y, en compras en línea, agrupa tantos artículos como sea posible en un único envío, con lo cual recibirás menos sobres de plástico.