Política de austeridad
Itzcalli Rubio Medina, Secretario de Finanzas Municipal.

San Juan del Río, 27 Dic 2018.- Itzcalli Rubio Medina, Secretario de Finanzas Municipal, dio a conocer que la política de austeridad representa cambios significativos en el arrendamiento de unidades de servicio, con lo que se estima acumular hasta 60 Millones de pesos para destinarlos a rubros sociales, seguridad y obra pública.

“Se tiene la disminución en el tema de arrendamiento de automóviles, estamos proponiendo en el presupuesto que ya fue autorizado, la adquisición de nuevos autos que evitará arrendarlos; y eso pues es otro de los ahorros importantes que vamos a tener”, dijo.

El recorte presupuestal contempla diversas funciones como la re asignación del personal de eventos a otras áreas y la desaparición de esta coordinación, aunado al ajuste de horas extras y otras compensaciones que venían en el tema de las nóminas.

El funcionario detalló que en cuanto al tema de la nomina se considera una reducción importante de horas extras, que representa cerca de 10 millones de pesos y prima dominical y sabatina por un monto de 15 millones de pesos.

“Con esto esperamos llegar a estos 40 millones de pesos en ahorros, que bueno se van a aplicar directamente al tema de inversión pública municipal o lo que le llamamos obra pública”, añadió.

Recalcó que el presupuesto aprobado por el Ayuntamiento, es un ejercicio responsable y con la visión de tres ejes, el de la obra pública que implica generación de infraestructura municipal; el tema de seguridad con más equipamiento y más elementos y el mantenimiento por parte de servicios públicos como es el de recolección de basura y alumbrado público.

El titular de la Secretaría de Finanzas, puntualizó que la función pública en el tema de seguridad y la ley de disciplina financiera no cataloga este rubro como un gasto corriente excesivo, pues es un tema prioritario y que para el 2019 todavía puede ampliar su recurso a ejercer a través del personal operativo.

“Podemos inyectar la gente a seguridad y que eso no nos representa una limitante por la propia ley de disciplina financiera”, dijo.

Rubio Medina, apuntó que el ajuste al tema del gasto corriente va a regresar a la ciudadanía en el tema de obra pública que es donde se va a tener una actividad importante y con la visión de un gobierno federal que no ha etiquetado recursos para ningún municipio del país.

“Son 220 millones de pesos pero habría que dividirlo en el tema de los 689 sindicalizados que tenemos y vamos a tener llegar a cerca de 700 policías al final del año 2019, y qué bueno pues estos incrementos por digamos por área”, añadió.

Finalmente dio a conocer que será hasta el próximo 15 de enero de 2019, cuando se avance en las negociaciones con el propio sindicato, para definir el incremento salarial dentro del contrato colectivo para los trabajadores del municipio.