Autoridad ambiental rescata 842 huevos de tortuga marina

tortuga
La Profepa, en coordinación con la División de Seguridad Regional de la Policía Federal, aseguró 842 huevos de tortuga marina. NOTIMEX

Tepic, 26 Sep (Notimex).- La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa), en coordinación con la División de Seguridad Regional de la Policía Federal, aseguró 842 huevos de tortuga marina, los cuales habían sido extraídos ilegalmente y pretendían ser comercializados en esta capital.

En un comunicado, la dependencia indicó que durante un recorrido de vigilancia en las inmediaciones de la Playa Los Corchos, del municipio de Santiago Ixcuintla, fueron detectadas dos personas, quienes al ver la presencia de la autoridad huyeron.

Refirió que dejaron abandonadas tres bolsas de plástico, las cuales al ser revisadas contenían un total de 365 huevos de tortuga marina, aún cubiertos con arena.

La Profepa señaló que a fin de salvaguardar su integridad, la dependencia los trasladado a las instalaciones del Campamento Tortuguero “Los Corchos” donde se sembraron en espera de su eclosión.

En una segunda acción, efectivos de la División de Seguridad Regional de la Policía Federal realizaron la revisión de un autobús de pasajeros de la empresa “Coras”, a la altura del kilómetro 24 de la carretera Tepic-Mazatlán.

La unidad procedía del municipio de Tuxpan, por lo que al inspeccionar su área de carga, se detectó una hielera documentada como paquetería en servicio ocurre, sin que viajara el poseedor a bordo de la unidad.

Al revisar el contenido de la hielera se pudo apreciar que contenía 477 huevos de tortuga marina y dicho paquete pretendía ser entregado en la ciudad de Tepic, Nayarit.

Por ello, los efectivos hicieron del conocimiento de la Profepa en la entidad, la cual identificó que se trataban de huevos de tortuga de la especie Golfina, por lo que procedió a su aseguramiento.

Los huevos asegurados pertenecen a la especie de tortuga Golfina (Lepidochelys olivacea), la cual se encuentra enlistada en la categoría de especie en Peligro de Extinción (P) dentro de la Norma Oficial Mexicana NOM-059-SEMARNAT-2010.

Esta conducta configura un delito federal que puede ser sancionada administrativamente con una multa de 50 a 50 mil veces la Unidad de Medida y Actualización (UMA) vigente por la Ley General de Vida Silvestre.