Roberto Cabrera Valencia, Diputado Local.

San Juan del Río, 10 Oct 16.- El diputado local, Roberto Cabrera Valencia, sostuvo una reunión con vendedores de comida que reubican en las inmediaciones de la Central de autobuses y la carretera México-Querétaro, con el propósito de atender sus necesidades.

El legislador indicó que los comerciantes de comida tienen atemos de que pudieran ser reubicados, derivado de los trabajos de reordenamiento que realiza la administración, sin embargo se buscarán alternativas que no los perjudiquen.

diputado-roberto-cabrera-valencia-mesa-de-trabajo-con-comerciantes-de-la-central-de-abastos7

diputado-roberto-cabrera-valencia-mesa-de-trabajo-con-comerciantes-de-la-central-de-abastos6

diputado-roberto-cabrera-valencia-mesa-de-trabajo-con-comerciantes-de-la-central-de-abastos5Aseguró que en coordinación con el regidor Jesús Mejía Cruz, se buscará de manera conjunta atender y solucionar la situación, para que este sector de la población tenga mayor certidumbre en sus actividades.

“La semana pasada nos visitaron en la oficina de enlace para escuchar algunas problemáticas por las que están pasando, vemos que hay algunas situaciones que se están corrigiendo y tienen ciertas inquietudes del futuro, algunas especulaciones y estamos de acuerdo a que no hay que adelantarse a nada”, apuntó.

El legislador dijo que dichos comerciantes se encuentran en la zona desde hace tres décadas en las inmediaciones de la Central Camionera, sin embargo cuentan con sus licencias de funcionamiento expedidas por el actual gobierno.

“Hay un poco de queja en cuanto al ambulantaje que de alguna manera no tiene los permisos o el pago de derechos, lo que tenemos que hacer es conciliar los intereses de cada quién y aplicar los reglamentos, que está siendo una tarea diaria del gobierno municipal”, señaló.

Cabrera Valencia expresó que el comercio es una actividad laboral que muchas personas desempeñan a diario, por lo que enfatizó la importancia de sostener un dialogo permanente con ellos y convenir, beneficiando siempre a la ciudadanía.

“Es un comercio necesario y tradicional, además de una fuente de ingresos dada la difícil situación, dado que no todos son empleados o tienen sus empresas o algún otro tipo de giros”, finalizó.