México, 10 Jul. (Notimex).- El documentalista José Álvarez afirmó que con “Canícula”, su trabajo más reciente, visitará un circuito de salas comerciales en donde no tendrá que pelear por su permanencia en la cartelera.

“Por fin va a salir en un circuito que diseñamos de modo cuidadoso y que sabemos que va a funcionar bien. Está la Cineteca Nacional, The Movie Company y el Bicho, entre otros. No estamos con la preocupación de que nos pongan en donde quieran o si permanecemos en cartelera”, señaló Álvarez en entrevista con Notimex.

En diversos lugares del país también habrá la oportunidad de ver el documental. que Álvarez describe como una visión “más cercana de una comunidad, es tener un acercamiento distinto, a mí me gusta decir que mis películas no son antropológicas”.

El modo en el que el trabajo fílmico se desarrolla fue atípico, pues el director consideró que “ha sido un acercamiento curioso, su forma de vivir, sus ritos, sus ceremonias, va hacia un lado más espiritual, más ceremonial, más allá de las necesidades de un retrato”.

Las dos historias requirieron del trabajo de tres fotógrafos, porque era necesario hacer un rodaje corto y preciso, pues “teníamos que filmar las dos historias, así que decidí llevarme, además de Sebastián Hofmann, a Pedro (González Rubio) y Fernanda (Romandía)”.

Las historias que retrata el cineasta, una sobre las alfareras totonacas y otra de los niños que comienzan su entrenamiento para ser voladores, para el director son importantes para el espectador, que a veces se cuestiona la idea de pobreza.

“¿Quién vive la pobreza?, es lo que la gente se pregunta al salir. La pobreza en la que vivimos nosotros, alejados de todo y que no nos satisface nada.

“Ellos a través de sus retos, de sus ritos, tienen una especie de ser vivencial. Nosotros estamos en el abandono de Dios, ellos tienen sus dioses que son tangibles”, detalló.