Piden a gobierno federal más apoyo a pequeños y medianos productores

México, 9 Abr. (Notimex).- La bancada del PRD en la Cámara de Diputados señaló que el gobierno federal debe comprometerse con el campo mexicano a través de inversión en infraestructura, crédito a la producción y apoyo en la transportación y comercialización, en especial para pequeños y medianos productores.

Los legisladores perredistas Yazmin de los Angeles Copete Zapot y José Antonio Léon Mendívil urgieron a todos los poderes del Estado, en particular al gobierno, a reconsiderar sus políticas hacia el sector rural, pues de otro modo el “hilo se romperá por lo más delgado”.

Mencionaron que a partir de la entrada en vigor del Tratado de Libre Comercio de América del Norte, miles de pequeños y medianos agricultores carentes de toda posibilidad de competir literalmente han quebrado y abandonado el campo.

León Mendívil consideró inadmisible que aún con capacidad sobrada para ser autosuficientes y exportadores en materia alimentaria, grandes cantidades de frutas, hortalizas y granos se echen a perder por falta de infraestructura de transportación, industrialización, comercialización y de exportación.

Lo más lamentable, indicó, es que el país se vea obligado a comprar al extranjero 45 por ciento de sus necesidades de granos aún teniendo el país el potencial de exportar.

“Sí, es Tierra y Libertad, y la tierra es de quien la trabaja, pero eso se queda hueco si no hay con qué trabajar la tierra, si no se da oportunidad de desarrollar la producción y humanamente a quienes viven y laboran la tierra”, afirmó.

Apuntó que no se trata de quitar subsidios a los grandes productores del campo, quienes los concentran en su mayor parte hasta ahora, sino de proporcionarlos también a pequeños y medianos a través, por ejemplo, de inversión para la infraestructura y el financiamiento desde la siembra hasta la venta en el mercado.

El legislador demandó al nuevo gobierno federal verdadera voluntad de cambiar las cosas y no constreñirse únicamente a programas de dádivas electoreras.

A su vez, Yazmín Copete consideró que el gobierno tiene el deber de implementar políticas que detonen el agro y no sólo políticas que favorezcan a unos cuantos agroempresarios y calificó de lamentable la partidización de los programas y apoyos.

Sostuvo que mientras las agroindustrias de Estados Unidos y Canadá invaden el mercado nacional a partir de la entrada en vigor del TLCAN, miles de pequeños y medianos agricultores se han ido a la quiebra por falta de competitividad.