Managua, 13 Mar (Notimex).- El jefe del Ejército de Nicaragua, general Julio Avilés, negó hoy patrullajes “extraordinarios” en el Golfo de Fonseca, y aseguró que la situación es normal en el tránsito de naves de la Fuerza Naval en las aguas jurisdiccionales del país.

Avilés declaró a los periodistas “estamos realizando nuestros patrullajes normales porque no hay una situación que amerite movimientos extraordinarios”.

Nicaragua, Honduras y El Salvador comparte las aguas del golfo, con una área de tres mil 200 kilómetros cuadrados.

“Nuestras naves transitan en aguas nacionales”, dijo en respuesta a una denuncia del presidente hondureño Porfirio Lobo, quien el martes habló del estacionamiento de una nave nicaragüense artillada en “la salida” del Golfo de Fonseca para “no dejar salir a los nuestros”.

Lobo acusó a las autoridades de Managua de “no tener voluntad” para solucionar las diferencias surgidas en las aguas compartidas.

El jefe militar dijo que en el Golfo “es normal ver guardacostas nuestros, lanchas nuestras”, en el marco de las leyes nacionales y los acuerdos trinacionales.

Los tres países centroamericanos declararon el Golfo de Fonseca como zona de paz, seguridad y desarrollo sostenible, pero los incidentes han sido una constante por acusaciones mutuas de incursiones ilegales de pesca y detención de los marineros.

La cancillería de Managua no ha emitido una declaración oficial al respecto.